Escucha la radio online

Campuzano da su primer triunfo a Machín

Europa League

Publicado el: 24 de octubre de 2019  -  17:02h
Escrito por Ricardo Salazar
Vistas: 208

Confirma el Espanyol su buen inicio en  Europa League en su partido más maduro del curso. El Ludogorets, que llevaba 21 partidos invicto, sucumbió ante un plan B que da alas para La Liga.

Quedará para la historia como el primer triunfo de Pablo Machín al frente del Espanyol. Tal vez como el estímulo, la descarga, que necesitaba el conjunto perico para reanimarse y acabar resucitando en LaLiga, donde ya suma menos puntos (cinco) que en tres jornadas de la Europa League (siete). Pero la victoria de los blanquiazules ante el Ludogorets, que llevaba la friolera 21 partidos invicto (con dos victorias y ocho goles en el arranque continental), en realidad supone la constatación de un idilio tan inexplicable como irresistible con Europa, que trasciende a crisis, plantillas y entrenadores. Y que amplía a 24 los encuentros sin perder en competición internacional, récord absoluto.

Ante un Ludogorets que acusó la ausencia por lesión de Keseru, su ‘pichichi’ con 12 goles este curso, funcionó el plan B del Espanyol, con solo dos titulares (Diego López y Bernardo) repetidos del debut de Machín, ante el Villarreal, y sin Marc Roca, Vargas o Ferreyra de entrada para dar prioridad claramente a LaLiga. Aunque tal vez referirse a plan B cuando se trata de Campuzano en Europa sería muy osado.

El canterano se estrenó con un doblete en las previas, ante el Luzern, y anotó hace tres semanas frente al CSKA de Moscú. Así que en Razgrad aprovechó la primera que tuvo, en un despeje de Lluís, su otrora compañero del filial, que una indecisión de Forster convirtió en asistencia. La definición de Campuzano fue de ‘killer’.

Aunque llegaban desatados los búlgaros, más allá de un cabezazo de Lukoki en el 8’ los desenchufó el Espanyol más ordenado y a la vez vertical y con claridad de ideas de toda la temporada, dos semanas después de la llegada de Machín. Una escuadra perica que, salvo en el miedo tras la expulsión justa de Javi López en el 89’, jugó con una placidez inaudita, entre la serenidad de Iturraspe y el empuje de Melendo, con una superioridad que puede y debe reforzar su autoestima en vistas a su visita del domingo al Levante. Después de todo, se sitúa líder del Grupo H y pone un pie en dieciseisavos.


Deja tu Comentario

Escucha la radio online

LA SECCIÓN IMPERDIBLE:

Lo más visto

Lo último

¡Conviértete en un miembro de nuestra comunidad en línea y obtén toda la información deportiva al instante, suscríbete a nuestro Newslwetter ¡ahora!